Inauguración de la Apple Store Calle Colón

Hoy, día 3 de diciembre, se ha inaugurado la tan esperada Apple Store de Valencia, ubicada en la calle Colón número 25. Se trata de la primera tienda “significant” en España, que viene a diferenciarse de la otras ya abiertas en nuestro país de que esta está a pie de calle en un edificio histórico rehabilitado y no en un centro comercial.

La hora de inauguración era a las 9 am, pero obviamente no era buena idea acudir a esa hora porque ya se habrían formado colas y colas, como finalmente ha ocurrido. Así que yo me he acercado un par de horas antes, allá a las 7 de la mañana, y la verdad, no me esperaba tanta gente a esa hora. Ya sabía que habría varios esperando, de hecho el primero de la cola llevaba ahí desde las 11 de la mañana del día anterior, pero bueno, nada comparado con lo vendría después de mí. Las colas se iban formando por toda la calle Colón, eso sí, todo muy bien organizado y con bastante personal de seguridad.

Apple Store Calle Colón 2

La espera de dos horas se me ha hecho relativamente corta, entre estar siguiendo en Twitter el hashtag #AppleStoreVLC, haciendo y viendo las fotos que iban colgando en Internet, el desayuno que nos daban gratis (un café y un croissant), viendo el ambiente que se iba formando, etc. Lamentablemente tanto los que tenía delante como detrás no eran muy dados a charlar, pero bueno.

IMG_1954

La cola que tenía delante

A pocos minutos de llegar la hora de abrir la tienda, los empleados de la Apple Store se han puesto a correr por la calle Colón, saludándonos a todos los de la cola. Comento esto porque era increíble la cantidad de camisetas rojas (normalmente las llevan de color azul, pero en temporada navideña las llevan rojas) que iban apareciendo, ¡parecían no acabarse! He leído en los medios que eran más de 100 empleados, una cifra que me parece completamente desorbitada, pero vamos, supongo que sólo será hoy por ser la inauguración y la cantidad de gente que se esperaba.

IMG_1986

A las 9 en punto se han abierto las puertas y claro, como no podíamos entrar todos a la vez íbamos pasando en grupos de unas 10 personas, con el ya clásico pasillo que hacen los empleados de Apple a sus primeros clientes en las inauguraciones de sus tiendas. Vítores, cánticos, aplausos… toda una fiesta que tenían montada. Al final resultaba un pelín cansino tanto griterío pero me imagino que durante el resto del día ya no habrá sido así. Por supuesto, a medida que entrábamos, nos daban la cajita con la camiseta conmemorativa (había existencias para los 1.000 primeros). Ya una vez dentro, he tomado más fotos, algún que otro vídeo y ya más tranquilamente he cotilleado cada rincón de la tienda.

IMG_2002

El edificio tiene 4 plantas, aunque sólo dos son accesibles por los clientes. Las otras dos tengo entendido que son para los empleados, oficinas, almacén, etc. La planta baja cuenta con los iMac, los Macbook, iPod, iPhone e iPad, una barra de Startup (donde puedes pedir que te configuren por primera vez tu producto Apple) y Compra Exprés (pensado para comprar rápidamente si ya tienes claro qué es lo que quieres). Y en la planta superior podemos encontrar más ordenadores, accesorios de todo tipo, software para Mac, altavoces y auriculares para iPod / iPhone, la Genius Bar (lugar en el que puedes preguntar tus dudas técnicas, pedir ayuda con algún producto, etc.) y una zona para niños.

IMG_2021

Casi todos los productos de la planta baja tienen a su lado un iPad 2 incrustado en un soporte, cuya única función es mostrarte las diferentes configuraciones del producto exhibido, precios, pedir asistencia a un empleado, etc. Todo un derroche en iPad; incluso para cada iPad en exposición tenían a su lado otro de estos iPad “informativos”. Y por si fuera poco, muchos de los empleados llevan uno en la mano para ¿gestionar la tienda? Lo desconozco.

IMG_1996

Me ha llamado también la atención la ausencia de cajas registradoras; los empleados llevan unos iPhone con una especie de funda con lector de código de barras, y desde ahí lo gestionan todo. ¿Y para pagar? Pues lo único que he visto han sido los típicos lectores de tarjetas TPV; imagino que las cajas registradoras las tendrán ocultas.

IMG_2004

Ha sido la primera vez que he hecho algo parecido (sin contar las veces que he hecho cola para comprar un iPhone en una tienda de Movistar el día del lanzamiento) y la experiencia ha sido positiva. Ha estado bien, sin más. Respecto al chico que ha estado esperando más de 20 horas en la puerta para ser el primero… bueno, creo que es excesivo. Pero oye, si le hace ilusión me parece genial, de verdad. Yo comprendo que la gente no le entienda (no hay más que ver los comentarios de cualquier página donde publiquen la noticia), ni tampoco comprenda a todos aquellos que han pasado al raso esta húmeda noche por la apertura de una simple tienda que va a seguir estando ahí.

Pero también deberían saber que no sólo lo hacen por ser de los primeros, por querer comprar algo como si no hubiera mañana, o por la camiseta que regalan, sino por el ambiente que se forma, la oportunidad de conocer a gente con gustos afines a los tuyos, poder desvirtualizar a gente que has conocido en Twitter, etc. En definitiva, pasar un rato en compañía y pasándolo bien dejando a un lado el hecho de que vayan a abrir un Apple Store.

IMG_2054

La camiseta conmemorativa que regalaban a los 1.000 primeros

Por cierto, no he comprado nada. Incluso si tuviera o quisiera comprarme algo a partir de ahora, lo más seguro es que lo siguiera haciendo en Fnac, por el descuento que me hacen por ser socio. Para productos más específicos que no suelen tener en otras tiendas, pues sí que me podrá venir bien esta nueva tienda. Y es que eso sí, no voy a negar que comprar en una Apple Store mola. Da gusto. Como alguien decía por Twitter (más o menos): “si todas las tiendas tuvieran la atención de la Apple Store, pronto se iba a reactivar el consumo”.

Fotos 1 y 2 | Flickr de Xavi Calvo
Más fotos en Picasa Web Albums

2 comentarios / Añade el tuyo debajo

  1. Muy bueno el articulo, gracias por compartirlo. Yo estuve en la inauguración de la Apple Store de Barcelona y también fue multitudinaria, tanto que desistí en entrar de tal cantidad de gente que había. Me pasé días mas tarde con todo en calma y la atención es espectacular, me cambiaron mi iPhone 4 sin preguntar, por los problemas con la cobertura. Tambien he tenido la ocasión de comprar varios iPad´s para el curro, pero tenia muy claro lo que quería, fue mas como un “polvo rápido” . Felicidades por tu artículo.

    Te dejo un enlace a la foto que saque de la fachada de la de Barcelona el dia de su inauguración. http://www.flickr.com/photos/ciberteca/4956266155/in/photostream

    1. Hola Alberto!

      Muchas gracias por tu comentario! :D
      Me ha gustado eso del “polvo rápido” jajaja La verdad es que, con la atención con la que te atienden, aunque ya sepas lo que quieras, casi es mejor hacerse un poco el tonto!

      Un saludo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados con *